2016(e)ko martxoakren 15(a), asteartea

Erromako jaiak: Ludi Romani

Jupiter Optimo Maximo jainkoaren omenezko jokoak ziren, Errepublika garaiko jokorik inportanteenak.  
Mendeetan zehar bizirik mantendutako ospakizuna zenez, aldaketa nabarmenak jasan zituen:
  • Tito Livio (Ab urbe condita) Al principio se celebraban (los juegos) en ocasiones de especial solemnidad; luego se convirtieron en anuales y fueron llamados indistintamente los «Romanos» o los «Grandes Juegos»
Beste alde batetik, egun bateko ospakizuna izatetik 16 egunetara luzatu zen eta luzapen horrek egitarau oparoagoa ekarri zuen: hasiera bateko karro eta zaldi lasterketei (ludi circenses) antzerkia gehitu zitzaion.
Erroma garaiko ospakizun gehienekin gertatzen zen bezala, hauek ere ez zituen estatuak ordaintzen, politiko dirudun batek baizik (editor), azken finean propaganda modu ezin hobea zen hautagaientzako. Gainera, herriaren maitasuna guztiz bermatzeko trikimailu desberdinak zituzten, adibidez instauratio izenekoa: Ospakizunean nolabaiteko akatsen bat suertatzen bazen, jaialdi osoa errepikatzen zen. Horrela, urte askotan zehar ospakizun egunak bikoiztu ziren.
Inperio garaian, hautagai politikorik ez zegoenez, enperadoreek ordaintzen zituzten jokoak eta euren ospea areagotzeko modua zen.

Jaialdiaren barnean bazeuden pare bat zeremonia: 
  • Clavus annalis, irailaren 13an ospatzen zena. Tito Livioren esanetan etruskoetatik jasotako ohitura zen hau. Nortia jainkosaren tenpluan iltze bat jartzen zuten, urte kopurua kontrolatzeko. Nortia jainkosa etruskoa zen, patua eta fortunaren jainkosa hain zuzen ere.
    • Tito Livio, VII, 3:  Los Veluceños (la gente etrusca de la ciudad de Veluzna), para indicar el paso del año nuevo, ponen clavos en el templo de Nortia, diosa etrusca, cual gran diligencia las obras del historiador Cincio también afirman.
 Baina denborarekin, ez zuten denbora neurtzeko iltzeen beharrik eta ohitura gisa geratu zen, jainkoen laguntza izateko erritual magiko baten antzera. Senatuak berak diktadore bat izendatzen zuen iltzea tenpluan jartzeko: ustez gaitzak horman geratzen ziren, hiritarrak bakean utziz. 
Eta hau ez da iltze batekin lotutako superstizio bakarra, ematen du ohitura zahar horrek beste sinesmen batzuk sortarazi zituela: Pliniok, bere Naturalis Historia obran epileptiko bat sendatzeko gaixoak lehendabiziko kolpea non jaso duen jakin eta bertan iltze bat jarri behar zitzaiola dio. Iltzea beraz objetu magijoa bihurtu zen, hildakoen munduarekin lotzen zena ere: hilobietan iltzeak jartzen zituzten, hildakoen gorpuak profanadoreengandik urruntzeko.


  • Pompa circensis, irailaren 15ean ospatzen zen. Zirku Maximoan jokoak hasi aurretik Erroman zehar kalejira bat antolatzen zen. Halikarnasoko Dionisok ondo azalduko digu nolakoa zen: 
    • Halikarnasoko Dioniso:
      Antes de empezar los juegos, las máximas autoridades conducían una procesión a los dioses desde el Capitolio hasta el Circo Máximo a través del Foro. Encabezaban la procesión, en primer lugar, los hijos de las autoridades, tanto los adolescentes como los que tenían edad de ir en ella, a caballo aquellos cuyos padres tenían fortuna de la clase de los caballeros, a pie los que debían servir en la infantería; los unos en escuadrones y centurias, los otros en divisiones y compañías como si marcharan a la escuela; y esto, para que resultara evidente a los extranjeros cuál era el vigor, el numero y la belleza de la población que iba a entrar en la edad viril.
      Seguían a éstos unos aurigas que llevaban, unos, cuatro caballos uncidos; otros, dos, y otros, caballos sin uncir. Detrás de ellos marchaban los participantes en las competiciones, tanto en las de poca importancia como en las más solemnes, con todo el cuerpo desnudo, excepto los genitales, que iban cubiertos.(…) Seguían numerosos coros de danzarines, repartidos en tres grupos, el primero de hombres, el segundo de adolescentes y el último de niños, a los que acompañaban flautistas que tocaban con las antiguas flautas cortas, como se ha hecho hasta esta época, y citaristas que teñían liras elefantinas de siete cuerdas y las llamadas bárbita.
      ...
      Después de estos grupos marchaban numerosos citaristas y muchos flautistas; y, tras ellos, los portadores de incensarios, en los que se quemaban perfumes e inciensoa lo largo de todo el recorrido, y los que transportaban los vasos hechos de plata y oro, tanto los sagrados como los del Estado. Al final de todo iban, llevadas sobre las espaldas de los hombres, las imágenes de los dioses, que presentaban figuras iguales a las realizadas entre los griegos, y con los mismos ropajes, símbolos y obsequios de los que cada uno, según la tradición, es artífice y dispensador para los hombres. Estas imágenes no sólo eran de Júpiter, Juno, Minerva, Neptuno y de los otros que los griegos cuentan entre los doce dioses, sino también de los más antiguos, de los que la tradición cuenta que nacieron los doce dioses, a saber, Saturno, Rea, Temis, Latona, las Parcas, Mnemósine y todos los demás de quienes hay templos y recintos sagrados entre los griegos; y también de los que la leyenda dice que nacieron más tarde, después de que Júpiter tomara el poder, es decir, Proserpina, Lucina, las Ninfas, las Musas, las Horas, las Gracias, Líber , y de aquellos semidioses cuyas almas, después de dejar sus cuerpos mortales, se dice que ascienden al cielo y obtienen los mismos honores que los dioses, como Hércules, Esculapio, los Dioscuros, Helena, Pan y muchísimos otros.
       

iruzkinik ez:

Argitaratu iruzkina